miércoles, 4 de noviembre de 2015

Vuelven las lecturas de nuestra infancia... modernizadas

Varias editoriales han recuperado clásicos de la literatura infantil y juvenil, adaptando sus diseños para los chicos de hoy. Muchos de nosotros disfrutamos de niños de estos libros, como Los Cinco o los Hollister. ¿Seguirán conectando las nuevas generaciones con los protagonistas de estas aventuras?

 
Hace unos meses dediqué un par de post a recordar las lecturas de nuestra infancia, aquellos libros que nos marcaron de niños y de adolescentes, y me encontré con mucha gente que recordaba con cariño las mismas lecturas del Barco de Vapor, de Enid Blyton y de Michael Ende, por citar sólo algunos (aunque si te apetece profundizar un poco más en las lecturas de nuestros años infantiles puedes leerlo aquí y aquí). El caso es que entonces me preguntaba si nuestros hijos disfrutarían de esas lecturas o si el paso del tiempo habría hecho mella en aquellos relatos. Debe ser que no, porque varias editoriales han recuperado muchas colecciones que entonces nos tenían enganchados.
 
Lo descubrí en uno de mis últimos paseos por una librería infantil. Como mis hijos son pequeños, me suelo centrar en las secciones para los chiquitines, pero de vez en cuando me gusta darme una vuelta por los estantes dirigidos a niños mayores, por si veo algo interesante para mi sobrina y para estar al tanto de las novedades. Mi sorpresa fue mayúscula cuando, perfectamente alineados, me encontré a un montón de viejos amigos con caras nuevas: Puck, los Hollister, las mellizas O'Sullivan... Los mismos textos, pero con diseño de cubiertas y dibujos más modernos.
 

Pandillas de amigos sin tablets ni smartphones

 
Lo primero que sentí fue mucha alegría. Hay libros actuales fantásticos para niños, pero me alegra saber que también podrán disfrutar con nuestros antiguos compañeros de aventura. Después me asaltó una duda. ¿Disfrutarán los niños de hoy de las aventuras de los Cinco? ¿Encontrarán entretenidas las peripecias de Puck? ¿Encontrarán divertidas las ocurrencias de Guillermo? A fin de cuentas, los protagonistas de esos libros no saben lo que es un smartphone ni entretienen su tiempo viendo el Disney Channel. Luego la lógica me hizo caer en la cuenta que las editoriales no se molestarían en sacar nuevas ediciones si no fueran a venderlas. Y el sentido común me hace saber que la infancia y la preadolescencia de hoy puede que tenga grandes diferencias con la nuestra en las cuestiones materiales, pero la esencia sigue siendo la misma. Así que si nosotros, que tampoco es que nos enfrentáramos a contrabandistas y ladrones, pudimos disfrutar enormemente de aquellas increíbles aventuras, envidiar la independencia de esos chicos y nos quedamos con las ganas de saborear la cerveza de jengibre, ¿por qué no iban a gustar a nuestros hijos?
 

Enid Blyton vuelve a las estanterías preadolescentes

Bueno, pues os dejo aquí una selección de esas lecturas nuestras que ahora podemos encontrar en las librerías, como, por ejemplo, los títulos de Enid Blyton (1897-1968), la popular autora británica que surtió las estanterías de varias generaciones. Sí, porque esta prolífica escritora comenzó a publicar en 1922 y se mantuvo en activo durante más de cuarenta años, durante los que publicó casi 800 obras. En realidad, tampoco es que estos chicos con los que tanto disfrutamos fueran contemporáneos nuestros. Los Cinco comenzaron a publicarse en la década de 1940, el primer volumen de los Siete Secretos data de 1949 y sus famosas novelas de internado (Santa Clara y Torres de Malory) se publicaron también en los años 40.
 
 
 
Nuestros hijos pueden volver a leer estas novelas en sus nuevos formatos gracias a dos editoriales distintas. Así, RBA Molino ha recuperado las series de internado Santa Clara, protagonizada por las mellizas O´Sullivan, y Torres de Malory, así como las colecciones Aventura y Misterio.
 
 
 
Por su parte, Editorial Juventud ha hecho lo propio con Los Cinco y El Club de los Siete Secretos. De hecho, de Los Cinco también podemos encontrar una serie de relatos cortos y con coloridas ilustraciones, dirigida a niños a partir de 7 años, para iniciarles en la lectura de estos clásicos.

 
 

Vuelven Puck y los Hollister

 
 
 
Volviendo a la editorial RBA Molino, ha recuperado otros clásicos como Puck o Los Hollister. La colección Puck, que también se enmarca en la novela de internados (y de misterio, porque la protagonista siempre se enfrenta a una aventura), comenzó a publicarse en Dinamarca en 1952. Escrita por Lisbeth Werner, éste es en realidad un seudónimo utilizado por los autores de la serie: Carlo Andersen y Knud Meister. Por su parte, la colección de Los Hollister, publicada entre 1953 y 1970, fue escrita por Jerry West (seudónimo de Andrew E. Svenson), recoge las aventuras de esta viajera familia norteamericana.

 
 

Unos clásicos aún más antiguos

 

 
 
Otro libro recuperado por RBA Molino es Las aventuras de Guillermo, que la británica Richmal Crompton comenzó a publicar en 1919. En España las travesuras de Guillermo Brown y su pandilla, Los Proscritos, empeñados en defenderse del hostil mundo de los adultos, tuvieron un éxito arrollador en los años 50.
 
La editorial Toromítico rescata otras dos series clásicas. Por un lado, Ana, la de Tejas Verdes, de la canadiense Lucy Maud Montgomery, que comenzó a publicarse en 1908. Ya, tampoco eran muy contemporáneas cuando éramos niños, pero yo no sólo leí los libros, sino que hasta me vi una serie de dibujos animados sobre la huérfana Ana Shirley y cómo conquista a los habitantes de Avonlea.
 
 
 
El otro clásico que ha recuperado Toromítico es Pollyanna, que la estadounidense Eleanor H. Porter publicó entre 1913 y 1915. Otra niña huérfana, buena y optimista, que alegra la vida de todos los que la rodean.

 
 

Libros emblemáticos: Roald Dhal y Michael Ende

 
 
¿Os parecen pocos? Pues aún hay más. Porque Alfaguara  ha vuelto a publicar títulos míticos, como los libros de Roald Dhal, autor de Matilda, Charlie y la fábrica de chocolate, Las Brujas o Cuentos en verso para niños perversos (¿no os encanta este título?). Y también de Michael Ende: La historia interminableMomo han sido reeditados esta misma primavera.

 
 

Colección Pesadillas: para temblar de miedo

 
 
 
Otro gran éxito de nuestra infancia fue la serie Pesadillas, creada en 1992 por el estadounidense R. L. Stine. Esta sí que era contemporánea nuestra (los niños y adolescentes de los 80 y los 90), pero yo me la perdí. Por la sencilla razón que jamás me gustaron las historias de miedo. Así de cobardica soy. Pero sé que muchos de vosotros la disfrutasteis y ahora la editorial Hidra vuelve a incluirlas en su catálogo para diversión de nuestros vástagos.

 
 
 
 
Y hasta aquí esta recopilación. Espero que os haya gustado y os agradecería a aquellos que tenéis hijos en edad de leer estos libros que me comentéis si les gustan o los encuentran anticuados. De verdad que siento mucha curiosidad por conocer la opinión de los chicos de hoy.
 
 
 
 

3 comentarios:

  1. Los Cinco y Puck, qué recuerdos, junto con Esther era mis preferidos de la pubertad. Ahora he intentado con mi hijo leer alguno de los cinco, pero todavía le falta un poco para engancharse. Hay que seguir intentándolo, pero la reposición por las editoriales me parece de una estrategia de márketing para padres total!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo de Esther no me acuerdo. Creo que esa serie no la leí, pero me ha picado la curiosidad y voy a buscarla. Lo de la estrategia de marketing para padres es una verdad como un templo. No sé si a los niños les gustará, pero seguro que los padres lo compramos para regalárselo jeje

      Eliminar
  2. A mi me hace ilusión que regresen los libros que leímos hace tanto y que los podamos compartir con los niños. No he conseguido que se lean los 5 pero si todos los cursos de Santa Clara y Marlory. Me ha hecho ilusión saber que Puck está reeditada y los Hollister me encantaban. Otra colección que me gustaba mucho era la de los 3 investigadores, aunque no me he parado a pensar si hay reediciones!! Muy buena la selección. Besos

    ResponderEliminar